domingo, 10 de julio de 2011

Crónica VI carrera por montaña Boca del Infierno



El sábado camino a los Pirineos, tomo una gran decisión. Decido parar en el Decathlon de Huesca y comprarme un botellín con funda para la mano. Todo un acierto para lo que me espera.
En Echo recogí ya el dorsal (109) y asistí un poco a la charla técnica y así ver un poco lo que me espera.
Por la noche (duerno en Ansó) se ven rayos.
Por fin llega el domingo. Por Ansó no ha llovido, pero al llegar al valle de Echo nos espera una espesa niebla. Mucha humedad. El río baja rojo de barro, síntoma de que aguas arriba ha caido una buena tormenta. Por la Selva de Oza parece que ha llovido también. Para complicar un poco más la cosa.
Mucho nervios antes de la salida y sobre todo cuando se corre una carrera por primera vez.
Puntuales se da la salida


Se da un rodeo y se empieza a subir. Enseguida se estira el pelotón. Mejor para correr un poco más cómodo. Nos adentramos ya en una estrecha senda y a subir.
La tónica de todo el día es: subir-bajar, apenas hay metros llanos.
Cruzanos un par de arroyos, no muy crecidos. Los caminos están húmedos, piedras, hojas, todo muy resbaladizo y complicado.

Entramos en una zona muy sombría, tanto que con las gafas de sol apenas veo nada. Para rematar, con tanta humedad se me empañan y voy ciego. Mis gafas son graduadas, pero tengo que tomar la decisión de llevarlas en la mano. Ahora hay un descenso muy técnico y precisamente lo que no tengo es técnica.
Aquí me junto con jenrry, que también coincidimos en la Media de Cariñena.
En los descensos me adelanta, pero en los ascensos le adelanto y así vamos varios kilómetros.
Ya veo cual va a ser mi táctica durante el resto de carrera: En los descensos ir despacio y con cuidado y en los ascensos y "llanos" a recuperar tiempo.
El ritmo es bajísimo, ya que las subidas se hacen andando. Es imposible correr, los kilómetros se hacen en 8, en 9 en 10 y hasta en 11 minutos.
En el Km 9 empezamos a subir a Gabardito. Dejamos una senda estrecha ya ya por otra más ancha y cómoda para correr llegamos al punto más alto 1460 metros.
Pese al palizón de subir tanto, me encuentro bien.
Los avituallamientos son contínuos, yo solo paro para rellenar el botellín y todo el rato a beber pequeños sorbos. Menos mal, porque la sudada ha sido impresionante.


Y empieza lo que más miedo tenía: el descenso de Gabardito.
Pero este descenso es mucho más sencillo que los anteriores. Senda amplia (al final ya se estrecha) no muchas piedras y sin mucho desnivel. Pese a todo sigo bajando con cuidado.




Recorremos un pequeño tramo de asfalto y las piernas se notan cargadísimas después de tanto sube-baja.
Y se empieza la calzada romana. No me la esperaba tan dura. Muy empinada, así que andar y lo peor que daba el sol de lo lindo.
Aquí tengo un bajón, pero miro a mi alrededor y veo el paisaje y me doy cuenta de que estoy haciendo lo que más me gusta en el lugar que más me gusta, así que empiezo a correr de nuevo.
Otra dato para tener en cuenta para otras veces es la zapa. En los descensos el pie tiende a ir a la parte delantera de la zapa y si no están muy bien atadas el pie luego va bailando dentro, como me ha pasado. Muy molesto, pero menos mal que al final no me han salido ampollas.
Nuevo descenso. Las piernas ya van flojas así que más cuidado todavía.
En el puente de Sil, Km 20 volvemos a recorrer los primeros kilómetros pero en sentido contrario. Ahora me parece más estrecha aún la senda. Me quedo solo. Nadie por delante y nadie por detras. Menos mal (gracias a la organización una vez más) que está muy bien señalizado todo el rato y no me pierdo. Nueva subida dura.



Sigo solo, paso un puente, los dos arroyos y por fin llego a la pradera y veo la meta.



Tiempo final 3 h 23 min 05 seg, consigo bajar de las 3:30 que por los tiempos de los corredores del año pasado, era mi objetivo.



La media ha sido ni más ni menos que de 8:26 el kilómetro.
Distancia: 24,10
Ascenso: 1.611,9 metros

Si tuviera mejor técnica en descenso o menos cuidado el tiempo hubiera sido bastante mejor, porque en los pocos tramos llanos o en ligera subida, he corrido muy a gusto.
Grandísima carrera, perfecta organización, impresionantes paisajes... El perfil ya dice la dureza del recorrido.

4 comentarios:

Almasy dijo...

Welcome to the mountain!!!
3h23 está muuuuuuuuuuuuuuy bien. En mi caso las dos veces me he ido a las 2h50'

Nos vemos en Oturia :)

Abuelo Runner dijo...

Conozco la zona y disfrutarias de lo lindo.. pisajes preciosos donde loa haya, pero tambien de dureza extrema.. alguna vez he corrido por esa zona cuando veraneaba en Jaca.
De todas formas muy buen tiempo, FELICIDADES.

Rafa González dijo...

Qúé pasadaaa!!! y una semana después del desierto!! Muy bien. Las fotos e s p e c t a c u l a r e s !!!!

javier dijo...

Muy buena crónica.
Vas a la calcenada?
Si es así nos vemos dando la vuelta al Moncayo ....
Saludos
Javier